miércoles, 31 de julio de 2019

Construyamos el FRENTE PATRIÓTICO


Alegoría de Pedro Challe Lima 1932







Alegoría hecha por el caricaturista limeño Pedro Challe, representando su humilde homenaje al Ejército Nacional en el día de la Patria. 
Julio de 1932, Perú.

Una sentida carta desde Iquitos a Sánchez Cerro






"El Eco" Iquitos-Perú

Director Rafael Angel Vidurrizaga

Iquitos noviembre 18 de 1930

Mi estimado amigo:
He querido ser el último de tus amigos que te dirija una carta no para felicitarte, sino para felicitar a nuestra patria por el paso que ha dado, contigo a la cabeza; pero he sido el primero que en Loreto supo encaminar la opinión hacia ti, que has sabido salvar otra desmembración territorial, que se avecinaba.

Fui el primero que combatió el tratado Salomón-Lozano, sin miedos ni desfallecimiento, lo cual ha prestigiado mi diario, que hoy, como ayer es el primero de esta región, que no se ha degradado con el mendrugo que Leguia tiraba a la prensa nacional. Con este prestigio puesto a tus órdenes laboro, sinceramente, desinteresadamente, al lado del coronel Ordoñez, a quien apoyo en cuanto puedo, por que es una autoridad honrada y por que representa un gobierno cimentado bajo las bases que Loreto siempre suplico: honradez administrativa y justicia.

Tuve recelo de escribirte antes. Creí que la altura—cosa muy humana—te haya mareado; pero eso no ha obstado para que mi diario haya sido y siga siendo el vocero revolucionario en Loreto, labor que ,efectúo sin otro interés que el de coadyuvar el que en horas pasadas, bajo los almendros del malecón, frente a la casa Strassaberger (Wesche y Cia) hablaba de regeneración patria y castigo de ladrones y de la chusma que gobernaba, que hoy después de muchos años, de esas charlas que han dejado surcos en el espíritu de tus amigos, modestos y buenos como tú, cumples exhibiendo a los piratas de la patria nueva (?) como han sido en el gobierno pasado.

Mi labor ha sido esa, bueno amigo, y he sentido una gran satisfacción cuando nuestro amigo Reina, que acaba de llegar, me ha dicho: "Sanchez Cerro sigue siendo tan modesto, tan hombre y tan patriota como antes; buen amigo con todos los que lo fueron con él; la altura no lo ha mareado y quiere a Loreto como si fuera su tierra natal. Hará patria".

Esto me basta. Hacer patria, he allí lo que precisa este enfermo que se llama Perú.

[...]

Aquí se te quiere y esperamos algo grande para el país y ojalá que en todos los departamentos sucede lo mismo, para que la cohesión nacional sea un hecho preñado de fundadas esperanzas.

Con el mas afectuoso apretón de manos me repito tu atento y S. S.

Firma.

- El Tratado Salomón-Lozano fue suscrito el 24 de marzo de 1922 entre el Perú y Colombia, por el cual se cedían inmensos territorios peruanos situados en el departamento de Loreto a Colombia, entre los que se hallaba el Trapecio Amazónico, con poblados como Leticia, a orillas del río Amazonas, donde vivían miles de peruanos. En Perú, dicho tratado fue mantenido en secreto durante más de cinco años, hasta el 20 de diciembre de 1927, fecha en que fue aprobado sorpresivamente por el Congreso Peruano, ante una orden terminante del presidente Augusto B. Leguía. El tratado se consumó con la entrega física de los territorios, el 17 de agosto de 1930, a escasos días de la caída de Leguía.

Haz del Perú

Credo Sanchecerrista / Urrista








                                                

Asamblea Nacional de la Unión Revolucionaria



Se observa a los Camisas Negras en la parte superior del local del P.U.R. En el balcón de traje claro, Luis A. Flores acompañado de algunos de sus principales dirigentes. En la parte inferior se observa a parte del cuerpo de los Camisas Negras y a los fervientes urristas. Todos ellos con la diestra en alto al Jefe Supremo del Partido.
- Lima, Perú (1935).

"La Unión Revolucionaria, que congrega en el seno de sus Camisas Negras a los hombres idealistas y patriotas venidos de todas las esferas, constituyen el germen de una gran obra: La unión de obreros, de la clase media y de lo que llamamos sociedad. Es una escuela de sacrificio, de unión, de solidaridad, en defensa de los principios básicos de la nacionalidad, la familia, el hogar, el trabajo libre. 
(...) La organización espontánea y entusiasta de los Camisas Negras, es pues, una garantía para los gobiernos constitucionales, un apoyo firme y leal y un auxiliar valeroso para el Ejército. Hay en sus legiones una fuerza dinámica de defensa y regeneración del organismo nacional, que radica en la fuerte nación de patriotismo que nuestra historia injertó en las venas de la raza. 
Unidos en un solo ideal sobrepuesto a todo, los Camisas Negras constituyen el baluarte más firme de la nacionalidad y la base más solida del orden político que es la fundamental del progreso, el orden social que es su consecuencia y los que resume la vida del país en un solo precepto: el Derecho y la Ley". 
- Periódico Crisol, Abril de 1936. Lima, Perú. 

Un chat amigo